>

domingo, febrero 04, 2007

Juegos eróticos estúpidos

Estaba pensando el otro día que los inocentes juegos de mesa tradicionales, con ligeras modificaciones, pueden convertirse en juegos eróticos de alto voltaje.

Pongamos, por ejemplo, el parchís, juego inocente donde los halla. Pero si lo enfocamos desde un punto de vista erótico, cuando caemos en la casilla ocupada por una ficha de un adversario, la frase: me la como, puede adquirir un nuevo significado. Y si juegan dos parejas, la mecánica del juego cambia, para dos adversarios dejaremos la ficha a tiro, mientras que de uno de ellos huiremos como alma que lleva el diablo.

La oca también ofrece grandes oportunidades como juego erótico. Por ejemplo, las frases: de oca a oca y me la/lo tiro porque me toca, o: de puente a puente y me la/lo tiro porque me lleva la corriente, definen claramente las nuevas reglas del juego. Otra frase sería: de dado a dado y me la/lo tiro porque me ha tocado.

En el Scrabble versión erótica, sólo valdrían palabras guarras y/o utilizadas durante el acto sexual (por ej. pichurrín también valdría).

Otro juego que ofrece enormes oportunidades es el Quién es quien, pero con posturas del Kamasutra. En lugar de preguntar: ¿es rubio? ¿tiene ojos azules?, preguntaríamos: ¿Está la chica arriba o el chico? ¿por delante o por detrás?, etc, hasta adivinar la postura.

El strip-ajedrez es una combinación también muy interesante. Cada pieza perdida, una prenda quitada. Sería de las pocas ocasiones en la vida en que moja el que tiene cerebro. El juego, además tiende a compensarse, ya que el que va ganando puede ir perdiendo la concentración fácilmente.

Así que ahora, ¡hala!, a quitarle el polvo a los juegos reunidos (o a ponérselo, según cómo se mire).

3 ideas:

Vyrz dijo...

Me gusta como piensas Jajaja ;)

Pablo [ juegos flash ] dijo...

Hola, como estas? quisiera que pases por mi web de juegos flash a ver que te parece :)

Anna dijo...

que bueno, jajajajajaja...muy bueno.