>

domingo, junio 11, 2006

Gadgets

Esta es la era de los gadgets. No podemos salir a la calle sin ellos y llenamos nuestro hogar con decenas de estos pequeños inventos.

¿Qué es un gadget? Os lo cuento. Es un pequeño dispositivo electrónico, dotado por supuesto de la más moderna tecnología, y en teoría utilísimo, y que soñamos con comprar. Nada más comprarlo nos damos cuenta de que al fin y al cabo no era tan útil y que, después de todo, podríamos haber vivido sin él perfectamente.

Los móviles, por ejemplo. Un movil es un dispositivo muy útil. Permite hacer y recibir llamadas en cualquier lugar, pedir ayuda si te quedas tirado en la carretera o incluso proseguir la noche si los amigos con los que has salido se van a dormir. Todo ello muy útil. Lo demás ya no sirve para nada.

La cámara sirve para tomar imágenes diminutas y borrosas, no para sustituir a una cámara de verdad. El MP3 sería cojonudo si no fuera porque es lento e incomodísimo cargarle nuevas canciones. Y si te las descargas con el teléfono entre la búsqueda por el menú (que tiene delito, te cobran por mirar qué tienen, es como si entraras a una tienda y te cobraran por el tiempo que estás mirando el género), la descarga y los bytes transmitidos te sale por un ojo de la cara.

La agenda que lleva no la usas porque hace falta una paciencia a prueba de balas, para escribir las citas en semejante teclado.

Y la radio es muy útil, sí, pero tienes que llevar siempre el cable de los auriculares (si no, no funciona la radio, que los usa como antena), y pasarte un tiempo desenredándolo cada vez que quieres usarla. Porque en una radio normal, puedes arrollar los auriculares alrededor de la radio, pero si haces eso con el móvil, luego no hay forma de descolgar cuando te llaman: estás ahí intentando alcanzar los botones, desenrollando el cable mientras el teléfono suena y suena...

Y los juegos, qué podemos decir de los juegos. Juegas un par de veces si llega. Porque primero hay que adivinar que aquellos cuatro cuadrados rojos son un coche y que hay que evitar chocar con los tres cuadrados azules, que vaya usted a saber qué son.

Y ahora quieren cobrar porque veas la tele en el móvil. Vamos a ver si lo entiendo. Hasta ahora la tele siempre ha sido gratuita. Te compras el aparato y puedes ver la tele. Pues bien, ahora pretenden que te compres un aparato cuatro veces más caro que una tele portátil, cuatro veces más pequeño, que ya me dirás si distingues las figuritas de la pantalla (será como cuando vas a un concierto de un grupo importante y ya puedes decir que viste en persona una mota a lo lejos que era Bruce Sprinsgteen); y encima que pagues por ver cada programa. Y lo bueno es que lo conseguirán y nos sentiremos mal si no tenemos un móvil donde se vea la tele.

¿Y los reproductores MP3? Consigues tirar el walkman de casete y comprarte el walkman con CD-MP3 y a los cuatro días lo tienes que tirar, porque imagínate si alguien te ve usándolo en lugar de ese aparato diminuto con memoria flash. Pero a los cuatro días si sacas tu MP3, alguien te mira con arrogancia y saca su MP4, con vídeo, o su iPOD. Total, que te tienes que comprar uno y arrojar tu MP3 al cementerio de elefantes.

Y el TDT, ¿qué me dicen de la televisión digital? Es fantástico, te prometen un mundo nuevo de canales de entretenimiento. Cambias la antena, te compras el aparato. Y lo que hay es, lo que ya tenías, más un número de canales inútiles. Sí, puedes ver lo que echaban en la tele hace treinta años, o la programación de telenovelas de todo el lustro anterior. Lo interesante está en los canales de pago, como que lo van a regalar.

Después de decir esto, confesar que estoy enamorado de los gadgets y que me compraría todos. Que miro emocionado los folletos del Media Market y que me leo Xataka todos los días (http://www.xataka.com).

Propongo una nueva sección: gadgets inútiles. Se definirían como aparatos de alta tecnología y elevado diseño, viables tecnológicamente, pero totalmente inútiles y/o estúpidos. Dejad vuestras ideas en los comentarios.
Incluyo un ejemplo: un mando a distancia para la puerta del garaje por SMS.

5 ideas:

luquillasnano dijo...

No se si lo yegara a leer alguien pero que me he leido este yel del presidente y es que me encantan xksk es verdad. ahora me leere el resto ;)

mangel dijo...

Muchas gracias y bienvenido.

Edinson Marte dijo...

es curioso que alguien escriba diciendo que los gadgets son inútiles y no sirven para nada cuando escribe sus horribles e inútiles artículos por medio de uno de ellos. XD que loco...

mangel dijo...

Gracias, Edinson por dar tu opinion.
Primero, escribo estas tonterías inútiles en un ordenador, no en un gadget. Con sus grandes teclas y su hermosa pantalla.
Segundo, no has entendido nada. Me encantan los gadgets. Me los compraría todos. Lo que quería contar en mi horrible entrada es que siempre deseamos más aquello que no tenemos y una vez poseído pierde parte de su encanto. También que, en esta sociedad de consumo, se usa eso precisamente para hacernos picar y consumir producto tras producto, como una droga, buscando nuestra dosis de deseo, muchas veces con engaños.
Un saludo, amigo

JoelFab dijo...

Me encantan tus reflexiones y estoy de acuerdo prácticamente en todo. Con lo bien que estábamos antes de toda esta revolución tecnológica. Qué daría por haberte escrito esto desde un HTC One. Snif, snif,...