>

jueves, noviembre 06, 2008

Un cheque de Google

Este verano me llegó el primer cheque de Google: 64.95€, lo que, para dos años de anuncios, no indica que me pueda dedicar profesionalmente a esto de blogger. Pensé inmediatamente que lo pondría aquí para enseñároslo, por si teníais curiosidad por ver uno. Y aquí lo tenéis, para que comprobéis que no es una leyenda urbana: los cheques existen.

A propósito de Google... Ultimamente, cuando no sé si una frase la he escrito bien en inglés, me limito a pegarla en Google y ver cuántas veces aparece. Si sale muchas veces, es que está bien. Lo curioso de todo esto, es que puede, aun con todo, estar incorrecta, pero eso no es lo que importa. Lo importante de un idioma es lograr comunicarte. Si construida de una forma determinada la frase sale más que otra en Google es que se usa más así, y tu interlocutor la va a entender mejor de esa forma, aunque la correcta sea la otra.

Google podría tener en sus manos la información de cómo el lenguaje va evolucionando, sin más que utilizar la estadística. Las modas de unas frase u otras, cómo surgen nuevas frases y otras van declinando, todo está ahí, en ese enorme amalgama de información que Google posee.

Por ejemplo, hagamos un experimento:

¿Cúal es la expresión ñoña más utilizada para expresar sorpresa?

Consultemos a Google:

Repámpanos 9.200 resultados
Córcholis 18.300
Pardiez 64.300
Atiza 162.000
Rayos y centellas 162.000
Diantre 236.000
Cáspita 731.000
Caray 1.310.000
Caramba 5.960.000

Es decir, que hay que utilizar, si queremos que nos entiendan, caramba o como mucho caray.

Eso sí, todos sabemos que la expresión más empleada para ese uso es, realmente, coño:

Coño 21.100.000 resultados (aunque esta palabra juega con ventaja ya que tiene otras acepciones)

Google dixit.

4 ideas:

Jesús dijo...

¿No había que llegar a los 100 euros?

mangel dijo...

No, la cifra mínima para recibir pagos es de 100 dólares, no euros.

Ondias dijo...

Curioso, yo utilizaba 'ostia' u 'hostia' y resulta que entra las dos aparecen 10.000.000 de veces. Como sonaba muy basto delante de sobrinos pequeños, gracias a mi cuñado, empezé a usar 'ondia' creyendo que me la inventaba. ¡Pues no, ondia!. La palabrica que pensaba era mía aparece 93.000 veces. No esta mal. Un aplauso por la entrada.

Paco dijo...

yo tenia públicidad porque pensaba que las mas de cien visitas diarias reportaria algo... pos na de na, hay que dedicarle mucho tiempo a ello, aunque hay quien lo consigue y se esta forrando... y no es leyenda urbana ya que conozco a uno que se esta llevando una media de 4000 euros mensuales por públicidad... y lo curioso es que tal vez no conozcais ni su pagina... ahora eso si, por visitas su pagina ya ha superado a la de muchos periodicos (es una pagina de informacion) como por ejemplo EL MUNDO o el ABC.